Abdominoplastia

¿Qué es? Es la cirugía estética del abdomen

¿Para qué? Conseguir un vientre plano y una figura más definida

¿Hay cicatrices? Una cicatriz en el abdomen, escondida por la ropa interior

¿Con qué anestesia? Anestesia general

¿Hay que ingresar? Es necesaria una noche de ingreso. Excepcionalmente sin ingreso.

Vuelta a la vida normal: 2-4 semanas

Resultados: Vientre plano, cintura definida.

¿TIENES DUDAS?

Pide cita con tu cirujano para conocer personalmente los beneficios de la abdominoplastia.

La pared del abdomen se compone de 3 capas: piel, grasa y músculo. La alteración de cualquiera de estas capas, como por ejemplo una piel flácida, un exceso de grasa o unos músculos débiles, pueden producir un abdomen poco estético y una pérdida de la figura. En una abdominoplastia, actuaremos sobre alguno o todos estos componentes para conseguir un vientre más plano y una figura más definida.

Esta técnica va dirigida a mujeres y hombres con un exceso de abdomen, sobre todo entre el ombligo y el pubis, que no responde al ejercicio ni a las dietas. Un claro ejemplo de candidat@s a la abdominoplastia son personas que han perdido mucho peso o que han pasado por un embarazo.

La abdominoplastia o dermolipectomía abdominal debe realizarse en un quirófano y clínica perfectamente equipados.

Si queremos actuar sobre el exceso de piel y grasa, la abdominoplastia consiste en despegar y resecar la piel y la grasa del abdomen mediante una incisión justo por encima del pubis. Esto permite que la cicatriz quede perfectamente disimulada por la ropa interior o el bañador. El tamaño de la incisión dependerá de la flacidez de la piel y del volumen del abdomen de la persona. Se estira la piel del abdomen, y se descarta el exceso de piel y grasa, colocamos el ombligo en su nueva posición y se cierra la incisión.

Esta cirugía puede acompañarse de un procedimiento de liposucción, o lipoescultura, si necesitamos actuar más activamente sobre el exceso de grasa.

En caso de que además exista una pared muscular débil, esta operación permite su reparación, dando tensión a los músculos rectos abdominales, para conseguir un abdomen plano y una cintura más estrecha.

Antes de someterte a esta intervención, debes realizar una visita al cirujano plástico y al anestesista. El cirujano realizará un examen médico que te orientará acerca de la técnica que más se adapte a tú caso. En estas visitas se realizarán entrevistas, exploraciones y pruebas médicas que son imprescindibles para detectar cualquier problema que pueda contraindicar la cirugía.

Es importante evitar el tabaco durante un mes antes y un mes después de la cirugía, para no generar problemas con la cicatrización.

La cirugía se realiza con anestesia general o epidural, según la extensión de la técnica. Todo el procedimiento dura aproximadamente entre 4 y 5 horas. Durante la cirugía se insertan unos dispositivos de drenaje en forma de tubo para evitar la acumulación de fluidos en el interior de la herida. Colocamos además una faja alrededor del abdomen, que ayuda a mantener los resultados obtenidos en el quirófano.

Esta técnica generalmente requiere pasar la primera noche después de la cirugía ingresad@ en la clínica. No obstante, en determinados casos puede realizarse de forma ambulatoria, sin necesidad de pernoctar en la clínica. En otros casos, el ingreso puede ser de 2 días.

Durante la primera semana deberás evitar los esfuerzos. Podrás comenzar a caminar al día siguiente de la intervención, y progresivamente ir incorporándote a tus actividades diarias. Al final de la primera semana retiraremos los tubos de drenaje.

A los 10-15 días de la intervención retiraremos los puntos. La faja se mantiene unos 2 meses: 30 días día y noche, 30 días sólo de noche. Generalmente la incorporación al trabajo puede realizarse pasadas 2-4 semanas de la intervención.

Durante las primeras semanas te puedes sentir más hinchad@, es por el edema postoperatorio, que irá disminuyendo progresivamente.Al principio perderás sensibilidad en la zona, que se irá recuperando. Conforme pase el tiempo, la cicatriz se blanqueará y aplanará.

No es recomendable el contacto con el agua del mar o la piscina mientras permanezcan los puntos. Asimismo, debe evitarse tomar el sol durante los meses siguientes a la intervención para evitar que la cicatriz se oscurezca

El resultado de la abdominoplastia es un vientre más plano y una cintura más definida. El resultado definitivo no se observa hasta después de 1 año. La cicatriz nunca termina de desaparecer, pero en cualquier caso queda camuflada por la ropa interior o de baño. Los resultados permanecen por muchos años, aunque también es conveniente controlar la alimentación y el peso para conservarlos.

    ¿TIENES DUDAS?

    Escríbeme sin compromiso y te responderé a la mayor brevedad.
    Acepto la política de privacidad y consiento el uso de mis datos para la gestión de la consulta realizada y la solicitud de cita en caso de indicarlo.
    Consiento el uso posterior de mis datos para envío de información relativa a nuestros tratamientos.

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento General de Protección de Datos 2016/679, DOCTOR SILVA pone en su conocimiento que su dirección electrónica, así como otros datos de carácter personal que puedan figurar en este formulario forman parte de un tratamiento de datos de carácter personal cuyas características se detallan a continuación:

    Responsable: Doctor Murilo Silva Bueno

    Finalidad: Gestionar las consultas y comentarios. También el envío de información de nuestros servicios Cirugía estética, plástica y reparadora en caso de que lo hayas aceptado expresamente

    Legitimación: Consentimiento del interesado o su representante legal.

    Destinatarios: Doctor Murilo Silva no cede datos a terceros.

    Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, tal como se explica en nuestra política de privacidad.

    Información adicional: Política de privacidad

    La abdominoplastia es un procedimiento quirúrgico estético que busca como resultado un  abdomen más joven y firme.

    Si bien la dieta y el ejercicio son métodos saludables y tradicionales para mejorar nuestra apariencia física, no se puede controlar con exactitud dónde se pierde peso.
    La cirugía puede, por lo tanto, enfocarse en las áreas de interés, abordándolas directamente y de manera más efectiva.

    Además, el embarazo y las variaciones de importantes de peso también tienen un impacto significativo en el habitus corporal de la paciente.
    La abdominoplastia es un procedimiento de cirugía plástica estética seguro y efectivo que implica la eliminación del exceso de grasa y de piel además de retensar los músculos de la pared abdominal, aproximándolos a línea media para conseguir un vientre plano.

    Candidat@s al Procedimiento

    Las personas sanas y en buen estado de salud son las candidatas adecuadas para esta cirugía. La cirugía no es una alternativa a la pérdida de peso, sino un compañero en el proceso que incrementa la motivación y acerca la paciente a su objetivo.

    Otras técnicas como la Liposucción, a menudo se combina con la Abdominoplastia para proporcionar aún más definición y contorno al abdomen. Los cambios físicos generados por el embarazo no afectan a todas mujeres por igual.

    En algunos casos, es difícil decir que una persona estuvo embarazada alguna vez. En otros, especialmente en embarazos gemelares, pueden existir cambios significativos. Los músculos del abdomen tienden a desplazarse hacia los laterales, pudiendo haber cambios en la piel como estrías y/o exceso de flacidez debido a la poca elasticidad cutánea.

    Estos cambios se hacen mas prevalentes en mujeres con embarazos múltiples y pueden abordarse mediante cirugía.

    Procedimiento Quirúrgico

    Dependiendo de la naturaleza e intensidad de la alteración del tejido, una Abdominoplastia puede durar de 2 a 4 horas. Generalmente se realiza bajo anestesia general (existiendo otras opciones anestésicas según el caso).

    La asociación de Liposucción al abdomen u otras áreas adyacentes como los flancos (manijas de amor) agregará tiempo adicional al acto quirúrgico.
    La operación se realiza mediante una incisión horizontal al nivel de la línea del vello púbico. Dependiendo de la cantidad de piel eliminada, también puede haber una incisión alrededor del ombligo y posiblemente una corta vertical en la línea media abdominal.

    El objetivo es que la incisión quede oculta bajo la ropa interior o traje de baño. La longitud de la incisión está determinada por la cantidad de piel a ser eliminada. En caso de que se requiera una liposucción, ésta se lleva cabo de manera previa; luego se realiza la incisión y se eleva la piel y tejido subcutáneo abdominal, revelando el plano fasciomuscular.

    En este momento queda evidente la separación lateral de los músculos rectos abdominales y mediante una plicatura procederemos a tensar y volver a aproximarlos a la línea media. La piel redundante se tracciona hacia abajo y se elimina a nivel de la incisión inferior cercana al pubis. En muchos casos es necesaria una incisión alrededor del ombligo para reubicarlo en el abdomen. Con raras excepciones, todas las suturas están enterradas bajo la piel y son absorbibles.

    Recuperación

    La actividad se limita a caminatas casuales durante las primeras dos semanas. En ese momento, puede aumentar gradualmente su nivel de actividad física a su propio ritmo en función de cómo se sienta al día siguiente. Si te sientes bien, haz un poco más.

    ¿List@ para saber si eres candidat@ a la abdomiplastia? Si se siente preparad@ para dar el siguiente paso, es hora de citarse en nuestra consulta para una valoración.

    El Dr. Murilo Silva Bueno es Cirujano Plástico Reparador y Estético en Zaragoza, miembro numerario de la Sociedad Española de Cirugía Plástica (SECPRE) y estará encantado de orientarle, ayudándole a conseguir un vientre plano y bello.

    La configuración de cookies en este sitio web está configurada para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Quiero informarme

    Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

    Cerrar